Presentaciones Internacionales Autos

Con algunas diferencias

Volkswagen T-Cross, también para China

La semana pasada, Volkswagen presentó el T-Cross, su nuevo SUV del segmento pequeño, simultáneamente en San Pablo (el que llegará al mercado argentino en julio de 2019), Ámsterdam y Shanghái.    

El modelo destinado al mercado de China posee similitudes y diferencias con el producto que será fabricado en Brasil desde el primer semestre de 2019, y más aún con el que saldrá de la planta española y estará destinado al mercado europeo.  

El producto de SAIC Volkswagen Automotive cuenta con la misma configuración de plataforma del modelo regional, con 4,20 metros de largo y 2,65 de distancia entre ejes, dimensiones que permiten un mejor espacio interior.  

Otra de las novedades del modelo es el diseño exterior, parcialmente diferente al del T-Cross destinado a esta parte del mundo. Se destaca principalmente por el sector frontal, que recurre a un estilo asociado al del Tiguan Allspace, con ópticas y parrilla rectangulares. También es exclusivo el diseño del paragolpes, que incluye cromados y un aplique de color símil metal.          

En la parte trasera, el modelo asiático posee el mismo estilo de ópticas (con una pieza horizontal que las une) y paragolpes con aplique de color símil metal. Y como el modelo regional, el SUV para China también cuenta con la presencia de plásticos de color negro que rodean el exterior.  

En cuanto a los motores, la gama incluye un naftero 1.5 con 116 caballos de potencia que trabaja con una caja manual o una automática con seis velocidades, mientras que en la cima de la oferta se encuentra el 1.4 TSI (con inyección directa y turbocompresor) que desarrolla 150 caballos y se asocia con una caja manual o con una automática con doble embrague y siete cambios.  

De esta forma, Volkswagen contará con la presencia del T-Cross en tres continentes, un claro ejemplo de la ofensiva de la marca en el segmento SUV.        

Mostrar más

Noticias Relacionadas

Close
Close