Domingo 15 de Julio de 2018 | 23:42 HS.

UNA CHEVROLET S10 QUE NO PASA DESAPERCIBIDA

Se trata de la Colorado High Country Storm naranja, color que está presente tanto en el exterior como en el habitáculo. El motor es un 2.5 turbodiésel con 180 caballos.

En Tailandia, la Chevrolet S10 (allá llamada Colorado) continúa dando que hablar. Porque la llamativa variante High Country Storm sumó una opción con color exterior e interior Orange Crush, con el que no pasará desapercibida en ningún lugar.  

El osado tono está presente principalmente en la carrocería, lo que da lugar a un interesante contraste con el negro de las piezas exclusivas de la variante: apliques en los pasarruedas, llantas, estribos, barra de caja deportiva y calcos en el capot y los laterales.

Otras de las características exclusivas de la Storm es la defensa frontal, el aplique tipo entrada de aire en el capot, el paragolpes trasero y el aplique de la puerta de la caja de carga, piezas que también son de color negro.

En el interior, esta pick up no apta para personas discretas cuenta con el color naranja en la zona central del panel de a bordo y un sector de las puertas. El diseño general no posee novedades.

En cuanto a la mecánica, la chata recurre al motor turbodiésel Duramax con 2,5 litros que entrega 180 caballos de potencia y 440 Nm de torque. Trabaja con la caja automática con seis velocidades, mientras que las opciones de tracción son las 4x2 y 4x4.

En la región, donde es producida en Brasil, la Chevrolet S10 cuenta con la High Country convencional como opción tope de gama. ¿Cómo sería recibida una opción Storm de color naranja?