Sábado 24 de Junio de 2017 | 07:18 HS.

RECORDAMOS AL AYRTON HÉROE

Hoy se cumplen 57 años del nacimiento de uno de los mejores pilotos de la historia, que falleció en un trágico accidente en Imola. Muchos lo recuerdan a Senna por su velocidad, triunfos y campeonatos, pero Ayrton también fue un héroe.

Homenaje a un grande, por Diego Daorden

Sesión de clasificación de Fórmula 1 en el trazado belga de Spa, Viernes 28 de agosto de 1992. 

El francés Érik Comas abre la vuelta rápida a bordo de su Ligier y al llegar a Blanchimont, una rápida curva a la izquierda, pierde el control del monoplaza a unos 290 kilómetros por hora.

El coche vuela sobre la breve escapatoria y golpea secamente contra la barrera. En el momento del impacto, la rueda delantera derecha se suelta, golpeando el casco de Érik y dejándolo inmediatamente inconsciente.

El primer piloto en llegar es Ayrton Senna, que al pasar por su lado enseguida oye el motor del Ligier acelerado a fondo. Sin perder un segundo, detiene su coche en plena pista, se quita el cinturón, baja del vehículo y corre hacia el Ligier de Comas, donde lo primero que hace es apagar el motor para así evitar que éste ocasione algún incendio. Posteriormente, le sostiene la cabeza hasta que llega la asistencia médica.

“Cuando llegué, Senna estaba de rodillas sosteniéndole a cabeza, de forma correcta. Mientras lo atendíamos, Ayrton me dijo: ‘Me aseguré de que su respiración estuviera bien, y le he dicho al comisario que no le quite el casco para que tú pudieras examinar los daños’”, contó el doctor Watkins sobre el hecho.

“Ayrton me salvó la vida”, dijo Comas sobre el héroe.

Información Destacada

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.